Los fundadores de VSB crean conciencia a través de sus joyas ecológicas inspiradas en la arquitectura natural

Un pied a terre en el Eixample

A Gabriel Silvestre  y Juan Cañete les viene bien desconectar de su casa taller en el Poblenou, mudándose temporalmente a un coqueto piso, propiedad de unos amigos suyos, situado en el centro de la cuidad. Se trata de un pied a terre con vistas al típico patio interior de manzana del Eixample, desde donde también se pueden contemplar las torres de ventilación y chimeneas de la Pedrera. En esta y otras obras de arte de la arquitectura modernista y natural encuentran inspiración los fundadores de VSB, la marca de joyería ecológica de diseño, que fundaron hace cerca de veinte años estos argentinos naturales de Wanda. Ubicada en la provincia de Misiones, esta localidad es famosa por sus minas de piedras preciosas y  geodas, las cavidades rocosas tapizadas de minerales que ellos imitan para realizar sus joyas. “Estamos en contra de la despiadada explotación de estas rocas situadas en plena selva; preferimos trabajar con cristales industriales”, afirman en tono de denuncia. Sin tener que recurrir a estas sustancias naturales, su sello distintivo se apoya en una técnica de efecto geoda desarrollada por ellos mismos para que sus diseños brillen como si fuesen reales. Un acto de amor hacia la naturaleza que crea consciencia, un valor que necesitamos promover más que nunca. JM.

 

 

Las siglas VSB corresponden a “Vive siempre brillando” , un aforismo que desprende el espíritu alegre y positivo de Gabriel Silvestre, arquitecto de formación,  y Juan Cañete, licenciado en medicina.

 

El proceso de fabricación es 100% artesanal y sostenible. Entre sus exclusivos diseños de inspiración natural y siguiendo las tendencias de la moda, sector al que están estrechamente conectados,  no hay dos joyas iguales.

 

 

No Comments

Post A Comment